EscapadasGranja La Fageda, donde las vacas escuchan música clásica

Para poder disfrutar de nuestros descuentos y promociones, debes ser usuario registrado.

¡QUIERO REGISTRARME!

Ahora que parece que ha empezado el buen tiempo apetece más salir y aprovechar los días largos, el sol y la naturaleza. Una buena escapada que reúne estos objetivos es la visita a la granja La Fageda. ¡Si, si, la de los yogures tan ricos!

Se trata de una granja situada en el Parque Natural de la Zona Volcánica de la Garrotxa (Girona). De hecho se encuentra en el centro de un fantástico y maravilloso bosque de hayas “La Fageda d’en Jordà”.

Esta cooperativa de iniciativa social sin ánimo de lucro tiene como finalidad la integración laboral de las personas de la comarca de la Garrotxa con discapacidad intelectual o trastornos mentales severos. Y es que su idea nació como una “bogeria”, una locura, de la mano de un psicólogo y un psiquiatra en el año 1982. El fantástico lema del presidente de la cooperativa nos da una idea de las ganas y amor con el que nace este proyecto: “Lo hemos hecho porque no sabíamos que era imposible”

Visitar esta granja es una delicia, tanto para mayores como para pequeños. En la visita guiada se demuestra el cariño y entusiasmo que le ponen a su proyecto y realmente lo transmiten a sus visitantes. Su filosofía se basa en el trato respetuoso hacia las personas, los animales y el entorno, y eso se nota.

Sus vacas escuchan música clásica, ya que permite que estos animales puedan vivir de manera más relajada y su leche sea de mejor calidad, con el resultado de unos yogures y productos lácteos exquisitos. Pero no sólo este hecho hace especial a esta granja, las vacas son cuidadas de manera respetuosa, permitiendo espacios tan importantes e impensables en otras granjas como la sala preparto, la “guardería”, espacios para ordeñar o dar de amamantar al ternero.

La zona de la guardería, donde se encuentran los terneritos, es el lugar preferido de los niños. Pueden acercarse, tocarlos,y dejar que les chupen las manos. A mí personalmente me pareció genial el hecho de considerar indispensable el contacto de la madre con su ternero, permitiendo la lactancia de éstos sin provocar una separación forzosa y antinatural.

La visita es realmente amena y agradable. Sabedores de lo que realmente buscan, sobre todo las familias que acuden al lugar, la visita se centra en los animales y sus condiciones de vida, pasando rápidamente por el proceso industrial que puede resultar el menos comprensible para los más peques. Para visitar la granja primeramente hay que contactar vía mail o telefónica.

En su web www.fageda.com podrás encontrar toda la información para hacer la reserva. La entrada es totalmente gratuita y además recibirás un producto de degustación.

Si vais hasta allí en coche cuando realicéis la reserva os darán un código ya que se trata de un espacio protegido y sólo se puede atravesar el hayedo en coche si vas expresamente a la granja.

Después de esta visita no puedes dejar de perderte por el hayedo, hacer un picnic a la sombra de sus imponentes árboles, cerrar los ojos, escuchar el silencio y encontrarte con la naturaleza en su estado más puro y majestuoso.

Y para acabar me encantaría dejaros con otra estupenda frase para la reflexión de su presidente: “Soñar ha sido la condición indispensable para hacer lo que hemos hecho”

 

Categories: Escapadas,Granjas y animales

Tags: ,

¡Comenta!

  1. Ohhh, me ha encantado. Oí hablar de esta granja en el programa “Salvados” y me atrajo mucho. ¡Ahora con vuestra crónica me encanta todavía más! El año pasado anduvimos por la Garrotxa, pero aún no la conocíamos. ¡Qué pena! La próxima vez no nos la perderemos.

    Reply
    • Sarah

      Es que es una pasada MMar… ¡Comparte la crónica con tus contactos porque este tipo de proyecto merece toda la difusión posible!

      Un beso,

      Reply
  2. Con lo granjero que nos ha salido nuestro peque (sólo piensa en darle de comer a los animales!), ésta es una segura próxima visita. Mil gracias!!

    Reply
  3. Pingback: Escapadas de fin de semana con niñosMammaproof Barcelona

  4. Pingback: Granjas para ir con niños cerca de Barcelona |

  5. Zoo cal coll cerca del Tibidabo, alguno había ido? Yo fui con mi nieto y nos lo pasamos muy bien, podias dar de comer a los animales y tocarlos , pero lo han cerrado, he llamado de vez en cuando para ver si volvian a abrir y i ni les dan el permiso ni les dicen qe reformas tiene qe hacer para volver a abrir, una pena

    Reply

Reply To Sarah

Cancelar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver Política de Moderación de comentarios

Iniciar Sesión


¿Perdiste tu contraseña?

¿Quieres recibir nuestra agenda amarilla y nuestras crónicas en tu email? !Únete!
Súscribete a nuestra newsletter

Cerrar

Regístrate

Hazte usuario de Mammaproof y disfruta de nuestra comunidad, las promociones, y muchas más ventajas.

Cerrar

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies