Escuelas y grupos de crianzaLa aventura llamada Xantala

Para poder disfrutar de nuestros descuentos y promociones, debes ser usuario registrado.

¡QUIERO REGISTRARME!

Si vuestro hijo/hija tiene entre 2 y 6 años, y os estáis planteando venir a un proyecto de educación libre, Xantala puede ser una buena opción :). Ubicada en Poblenou, uno de los barrios más familiares de Barcelona, en un punto bien comunicado con diferentes líneas de transporte público. Os invito a visitar  la web de Xantala o resolver las dudas contactando por mail. También nos encontaréis en Facebook. En la web tenemos un pequeño fotoreportaje hecho por Ima, nuestra mamá-fotógrafa, que permite ver como es un día en la Escoleta. Entonces… en lugar de repetir la misma información, he pensado compartir con vosotros mis reflexiones personales sobre lo que fueron para nosotros estos cuatro años en Xantala.

Ahora, justo terminado el curso y con él nuestra aventura en Xantala, me gustaría hacer un pequeño resumen de lo que fueron para mí y para mi familia estos cuatro años que pasamos en el proyecto. Cuando intento hacer un repaso por todo este tiempo, vuelvo a la imagen de la primera reunión de padres en el patio del local antiguo en la calle Marià Aguiló. Recuerdo perfectamente la ilusión por iniciar esa nueva etapa en nuestras vidas, y que lo que sentía contrastaba bastante con lo que estaban viviendo en aquellos momentos muchas de mis amigas-madres cuyos niños empezaban la guardería convencional. Me sentía afortunada por no tener que pasar por los llantos, las separaciones forzadas, dolorosas y difíciles de explicar y de aceptar. Sinceramente, ni yo ni Maia en aquel momento estábamos preparadas para todo esto.

xantala educacion libre

¿Por qué nos decidimos por Xantala? Pasado el primer año de crianza feliz en casa, como muchas mamás, me planteé volver a trabajar. Eso nos imponía recurrir a una guardería. Visité casi todas que había mi ex-barrio. Me acuerdo especialmente de una de esas visitas. Con Maia sentada en la ergo, entramos en una salita y los niños que estaban allí, al vernos, empezaron a levantar las manos para que los cogiera en brazos… Llamadme hipersensible, pero salí de allí llorando. Reconozco que hubo un par de guardes que no estaban mal, pero… me costaba imaginar a una o dos chicas ocupándose de 15 niños de la edad de mi hija a la vez… Entonces, empecé a diseñar un futuro diferente para las dos…

Decidí apretar el cinturón como fuera y regalarnos un año más de estar juntas. Para salir un poco de casa y ver a gente, me apuntaba a diferentes propuestas, sobre todo las gratuitas. Entre ellas apareció el grupo mensual de crianza en Xantala, llevado entonces por Alba del Cid, co-creadora del proyecto. Vivíamos en la otra punta de Barcelona y recorríamos toda la ciudad para participar en él, hasta que, cuando ya tuve muy claro que allí me sentía muy bien, decidimos mudarnos a Poblenou.

¿En qué consiste formar parte de un proyecto de educación libre? Para los niños, ser respetados en cada una de las cosas que hacen, desde la expresión de sus sentimientos hasta sus necesidades fisiológicas como el hambre, el cansancio, la necesidad de moverse, de estar al aire libre… Ser tratados de forma individual, con calma y con tacto. Ser queridos. No ser juzgados, ni valorados, ni comparados… Ser, ante todo, personas.

Y para los padres… sin duda, supone un esfuerzo económico y una organización nada fácil de la vida familiar. También un trabajo personal de revisión de los patrones con los que uno está abordando la crianza. Si, el esfuerzo es una palabra que hay que tener en cuenta, pero yo nunca me arrepentí de haber apostado por Xantala. Al tratarse de un proyecto tan vivo, año tras año estábamos buscando maneras de mejorar su funcionamiento, siéndo todos partícipes de los cambios. Y aprendiendo, aprendiendo… a base de pruebas y de errores también, cómo no. Valorándolo desde la perspectiva actual, fue una vivencia que me ha aportado muchísima experiencia, en todos los aspectos, por ejemplo, Xantala influyó en el cambio de mi camino profesional.

A cambio de este esfuerzo… me llevo un gran tesoro que no tiene precio: las amistades. Fue un lujo haber podido pasar todo este tiempo en compañía de las personas con las que me he sentido muy a gusto y muy en sintonía, a pesar de haber sido un grupo tan variopinto. Este último año, cuando empecé a trabajar fuera de casa y el horario de Xantala se me quedó corto, agradecí mucho el apoyo que recibí. Espero que nuestras relaciones se mantengan, por ejemplo gracias a las escapadas, como la que ya describí en este blog.

Otra cosa que me queda es el gran agradecimiento a cada uno de los educadores-acompañantes que cuidaban de Maia a lo largo de estos años. Lo hicieron de forma maravillosa, en muchas ocasiones siendo para mi una inspiración, una muestra de saber tratar a los demás con amor, pero poniendo los límites justos y necesarios, de ofrecer una presencia y una autenticidad en todo tipo de relaciones humanas, tanto con niños como con adultos. Siempre recordaré las reuniones “pedagógicas” en las que hicimos todo tipo de locuras, desde pelearnos, abrazarnos, tirarnos cojines… ¡Gracias!

Empezamos en Xantala queriendo huir de las lágrimas, pero al terminar…  fue imposible contenerlas. Menos mal que una de las cosas que aprendimos a lo largo de todos estos años fue que… llorar suele ser muy bueno. Y de esta manera, entre los lagrimones, los abrazos de despedida, las promesas de volver a vernos a menudo, llegamos al final de nuestra etapa xantalera.

Estoy ilusionada con “la siguiente fase”, además tendré la gran suerte de seguir compartiéndola con algunos amigos de Xantala, pero, sinceramente, siento un poco de envidia a las familias que aún podrán disfrutar de nuestra Escoleta unos añitos más.

Categories: Escuelas y grupos de crianza,Extraescolares en Barcelona

Tags:

¡Comenta!

  1. Gràcias por tus palabras Dorota.
    No nos conocemos pero somos una familia que vamos a entrar en xantala en setiembre. Quando leo tu relato me siento muy identificada con tus inicios… Esa ilusión!
    Son decisiones complicadas a momentos pero tus palabras reafirman que estamos en “EL LUGAR”.
    Un beso,
    Sandra

    Reply
  2. Sandra, ¡qué ilusión leer tu comentariio! seguro que nos conoceremos porque para mi no será tan fácil desapegrase de Xantala 🙂

    Reply
  3. Se me ha puesto la piel de gallina a leer tus experiencias y las lagrimas en los ojos. Agradeszco tus palabras y me siento reflejada. cinco años en Xantala han sido un regalo y un cambio en nuestra vida. Nos hemos hecho muchos amigos, hemos crecido como familia y veo a mis hijas fuertes y sanas. De vez en cuando estuve enfadada con el proyecto, con el trabaja fisico y emocional que tienes que hacer pero nunca dudaba en punto: que Xantala era lo mejor para mis hijas.

    Reply
    • Regi, creo que todos pasamos por los momentos de bajón, a pasar de saber que un espacio de educación libre es lo mejor para los niños, para los padres es un curro, una inversión de tiempo y de esfuerzo, y , más duro aún, una obligación ha repasar los patrones y los valores que aplicamos de la crianza y de nuestros hijos.
      Yo también veo los resultados, emocionalmente Maia en muchas ocasiones hasta me parece más fuerte que yo misma. Le envidio la capacidad de decir lo que le molesta, lo que no le parece bien, etc. Sabemos lo importante que fue en Xantala ofrecer a los niños la posibilidad de expresarse… y en cambio los adultos tragamos muchas cosas.

      Yo siempre comparo este esfuerzo con escoger entre la opción de subir una montaña a pie o en teleférico o coche, ¿qué es lo que hace la vivencia más completa y más intensa? ¿cuál de ellas da más satisfacción al final, a pesar de todas las incomodidades?

      Os echaré mucho de menos.

      Reply
  4. Dorota! Me ha encantado leerte… Entiendo y siento lo que has escrito porqué yo también lo comparto. En mi familia hemos aprendido tanto de relaciones, de tratar con amor lo que nos gusta y lo que no, de seguir nuestro corazón/instinto, de dejar el miedo y sacar nuestro propio poder/fuerza, de mirarse a uno para entender a nuestros hijos, de darte cuenta que con la sola intención de querer mejorar ya lo estás haciendo, de vivir en el presente y así poder disfrutarlo, etc… que nos ha cambiado la vida!
    Acabamos la etapa en Xantala y en vez de llevar a nuestra hija pequeña Martina (que empieza la primaria y deja Xantala) a la escuela de nuestra hija mayor Júlia, hemos tomado la decisión de optar por una Escuela Libre en la que los niños y niñas tienen un acompañamiento emocional muy parecido al que nos ha enamorado de Xantala. Y es que una vez lo pruebas…..es dificil querer algo que no sea igual!
    Gracias Xantala. Gracias educadores/acompañantes. Gracias familias. Gracias Dorota.

    Reply
    • Eva, no sabes lo feliz que me hace poder seguir juntos en la etapa post-xantala… entre tantas despedidas, cierres… por lo menos a vosotros no tengo que deciros “adeu”.

      Fue increíble e inspirador ver todo el cambio que vivisteis como familia a lo largo de los años que compartimos este camino. ¡Y lo que nos queda por recorrer!

      un beso

      Reply
  5. Muy bonito lo que escribes, Dorota. Aunque nosotros solo estuvimos en Xantala por poco tiempo, nos llevamos recuerdos preciosos y mucha sabiduria en cuanto a nuestra la relacion con Uxue. Un abrazo a todos los que lo habeis hecho posible!!

    Reply
    • Creo que sería posible hacer la vuelta al mundo visitando las familias de Xantala 🙂

      Pues si, Gorka, fue una pena que os tuvierais que marchar tan lejos, me hubiera encantado compartir algún año más en Xantala y ver crecer a Uxue.

      Reply
  6. Pingback: Lugares y herramientas para educar con concienciaMammaproof Barcelona

  7. Pingback: Alternativas a la escuela "tradicional": educación libre y WaldorfMammaproof Barcelona

¡Comenta!

Tú email nunca será publicado.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 × tres =

Ver Política de Moderación de comentarios

Iniciar Sesión


¿Perdiste tu contraseña?

¿Quieres recibir nuestra agenda amarilla y nuestras crónicas en tu email? !Únete!
Súscribete a nuestra newsletter

Cerrar

Regístrate

Hazte usuario de Mammaproof y disfruta de nuestra comunidad, las promociones, y muchas más ventajas.

Cerrar

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies